Comunicación/Comunicación de crisis/Marca/Responsabilidad Social

Luchar contra el pesimismo exige #Comunicación

Los estudios y encuestas del CIS se caracterizan por dos cuestiones: la primera, que suelen decirnos lo que ya sospechamos, pero no sabemos; la segunda, que siempre dan en el clavo. De todas las encuestas que se realizan en España son, con diferencia, las más acreditadas.

Tras una lectura pormenorizada del último sondeo, me sorprende el estado de pesimismo en que se encuentra nuestra ciudadanía. Y se trata de un pesimismo que no es coyuntural ni pasajero. Está instalado desde hace tiempo y tiene vocación de continuidad, para nuestra desgracia.

En España, el 89,4% de la ciudadanía piensa que la situación económica es ‘mala o muy mala’; el 65,1 % piensa que la situación es peor que hace un año, y el 70,7% piensa que todo será peor dentro de un año. Estamos, pues, anclados en un escenario en el que los conceptos preponderantes son ‘peor’, ‘mala’, ‘muy mala’…..

La política y los líderes políticos no se salvan del pesimismo que nos invade. Independientemente de la calificación que cada uno nos merece (siempre instalada en el suspenso), la política y los políticos son ya el tercer problema más importante para los ciudadanos, sólo detrás del paro y de la situación económica. Por no salvarse, no se salvan ni el presidente del Gobierno ni el líder de la oposición, que inspiran ‘poca o nula confianza’ a más del 73% de los ciudadanos.

La situación es de extrema gravedad: pensamos que estamos peor, que la cosa está fatal, que va a empeorar y no tenemos ninguna confianza ni en el patrón del barco ni en su hipotético sustituto. Utilizando un símil marinero, vamos a encallar en los arrecifes, va a ser la catástrofe y los que nos pilotan no tienen ni idea y no confiamos en ellos.

Está claro, cada vez más claro, que la situación actual exige un importante esfuerzo en Comunicación. Y no se trata ya de hacer esfuerzos individuales (cada uno en una dirección), sino de caminar juntos en una misma dirección, con un mismo guión y utilizando como base unas mismas (o, al menos, parecidas) líneas maestras. Paradójicamente, los únicos que en España se han unido para enebrar un guión común son los grandes empresarios privados, reunidos hace más de un año en torno al Consejo Empresarial para la Competitividad con el objetivo de “rescatar” la Marca España. Constituido en febrero de 2011, hace más de año y medio, poco o nada sabemos de los frutos del trabajo de este Consejo. Sin embargo, la realidad es que nadie ha querido o sabido aprovechar la iniciativa de grandes empresas españolas (que son las que, en definitiva, exportan nuestra Marca España), que se han movido para constituir un núcleo duro de la defensa de nuestros intereses en el exterior.

España necesita iniciativas como ésta. Lideradas desde la iniciativa privada y coordinadas por el Gobierno, con la participación de la oposición, son hoy la única tabla de salvación que nos queda. Una iniciativa potente, en la que el peso de la política sea relegado a tercer plano, es la única posibilidad que tenemos de salir del pesimismo en el que estamos instalados. Y, desde luego, parte de esa ‘iniciativa potente’ debe ser la Comunicación. Sin Comunicación la Marca España no tiene ninguna posibilidad y, mucho menos, la sensación de pesimismo que nos invade. Y esa Comunicación debe estar trenzada a base de economía, Marca España y nada de política.

Vienen tiempos duros. Hagamos algo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s